miércoles, 17 de julio de 2013

Comunicación



Creo que mientras más inteligentes son los celulares, menos usan las personas su propia inteligencia.  Mientras más aplicaciones tiene un teléfono, menos aplican las personas su capacidad de comunicación.

Me asombra como Facebook ha perdido todo su potencial; aquellos que “usan” FB desde su celular, apenas si ven un par de novedades, quizá algún comentario aislado.  Poco saben de las vidas de sus contactos, de sus sentimientos, del significado detrás de sus imágenes o sus publicaciones.  Fb ha pasado a ser un simple sustituto del chat que antes usábamos, una aplicación gratuita para enviar mensajes.

Creo que eso es una muestra de la desidia, de las pocas ganas, de la comodidad y de la superficialidad de las relaciones humanas.

Sigo siendo de ese 5 o 10% que cree en el valor de una imagen, que respeta el poder de la palabra y que prefiere la soledad en la profundidad del océano al banal reflejo que flota en la superficie del agua.
Susie ©

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Son aceptados todos los comentarios hechos con respeto e inteligencia.